El ministro del Interior, Rodrigo Delgado, defendió la posibilidad de alargar una vez más el estado de Excepción Constitucional de Catástrofe en nuestro país, el cual termina el próximo 30 de junio.

Esto, en medio de la incierta situación de la crisis sanitaria del coronavirus en nuestro país, con toda la Región Metropolitana volviendo a confinamiento total a partir de este sábado y con 47.777 casos activos, según el reporte de este viernes.

Delgado remarcó que “es bueno tener siempre las herramientas disponibles, aunque no se utilicen todas. Tener un Estado de Excepción no significa en particular utilizar todas las herramientas como se han utilizado hasta ahora, sino que podemos proyectar un segundo semestre, por ejemplo, entendiendo que las curvas van a ir bajando conforme la vacunación también vaya avanzando en los distintos grupos etarios, sobre todo en las personas más jóvenes”.

“Si se acaba de la noche a la mañana la posibilidad de tener toque de queda, y no se han vacunado los más jóvenes, los que van a salir a celebrar, justamente a utilizar espacios restringidos, son ellos”, explicó el ministro.

De esta forma, el secretario de Estado hizo un “llamado a discutir lo que va a pasar el 30 de junio, es un llamado con altura de miras, de manera amplia y viendo todos los elementos que contempla el Estado de Excepción. No solamente cordón sanitario, una cuarentena o un toque de queda, sino que otros factores que influyen a la hora de contar con esa caja de herramientas para utilizarla cuando corresponde”.

Consultado por las voces de Chile Vamos que se oponen a la extensión del Estado de Excepción explicó que “conversé con el presidente de la UDI (Javier Macaya) acerca del tema y son matices distintos. El rol de los partidos políticos es mucho más ciudadano desde el punto de vista de una de las dimensiones”.

“Pero el Gobierno tiene que atender otras cuestiones, indicadores que la sociedad y los partidos políticos no necesariamente están viendo. Por ejemplo, la positividad, la cantidad de camas disponibles, el testeo, la trazabilidad, el aislamiento. Ni hablar de la vacunación en los grupos etarios que están copando esas camas críticas”, agregó.

El titular del Interior puso como ejemplo que “es lógico que el presidente de un gremio (…) considere que su negocio es esencial, que deba abrir más y recibir más gente. Ellos no están pensando en variables que el Gobierno si tiene que poner sobre la mesa”.

“Por ejemplo Inglaterra, que hace algunas semanas promovió que los más jóvenes fueran de nuevo a celebrar o salir en la noche, y hoy día tienen un problema grave con una cepa distinta”, agregó.

Delgado insistió en que “es mejor contar con una caja de herramientas, usarla con equilibrio y el desarrollo económico y emocional de las personas. Ojalá se de esa discusión en el Parlamento y que sea amplia, que no solo tiene que ver con militarizar, tener un cordón sanitario o un toque de queda más o menos. Son muchos los factores que hay discutir para ver si alargamos el estado de excepción o no”.

Finalmente, ante la posibilidad de ubicar el 75% de la población vacunada como meta, Delgado consignó que “eso se ha pensado en términos de tener una cantidad importante de personas vacunadas. Yo creo, por lo que hemos visto, que avance la vacunación en grupos etarios, sobre todo en personas más jóvenes, es clave. Porque las personas más jóvenes tienden a celebrar o estar en estas fiestas que vemos como clandestinas, o quienes están hasta horas más avanzadas de la noche. Si el toque de queda ya no va a ser una realidad el día de mañana, esas personas tienen que estar vacunadas”.

The post Delgado por Estado de Excepción: “Es bueno contar con todas las herramientas” appeared first on La Nación.