Un cinematográfico y particular hecho ocurrió en la formalización de cargos contra el empresario inmobiliario Héctor Agüero, quien se encontraba en su casa al momento de ser notificado de los cargos por estafa reiterada, y huyó al conocer que el Juzgado de Garantía decretaba en su contra la medida cautelar de prisión preventiva.

El controvertido empresario se encuentra imputado por al menos 140 estafas a 282 personas entre los años 2014 y 2016 en la Región del Biobío, hechos relacionados a la compraventa de inmuebles a través de la empresa ARQ2, de su propiedad.

Según se informó, el imputado aparentaba ser representante de la empresa que construiría un conjunto de viviendas, ofreciendo las propiedades a precios accesibles con o sin subsidio habitacional, cobrando solo las reservas, siendo todo un engaño.

El abogado de un grupo de víctimas del caso, Andrés Durán, informó que el comportamiento de Agüero ha hecho muy difícil desarrollar el juicio, ya que siempre argumentó problemas de salud para evitar las audiencias. En la formalización, se debatió sobre el peligro de fuga que representaba Agüero, hecho que quedó demostrado con la huida del tribunal.

“Se determinó que existía posibilidad de fuga puesto que las penas conjugadas del código penal daban para pena de crimen, por lo tanto es muy probable que este señor vaya preso”, agregó Durán.

Luego de la escapada del acusado, la PDI inició su búsqueda. Según el jefe de la Brigada de Delitos Económicos de la PDI de Concepción, el subprefecto Roberto Godoy, “detectives de la Bridec se abocaron a su ubicación y fue detenido en la calle, en la comuna de Talcahuano”.

The post Empresario huyó tras conocer que debía cumplir prisión preventiva: Fue detenido en Talcahuano appeared first on La Nación.