Sorprendió Martín Lasarte a todo el mundo cuando se conoció la alineación inicial de Chile. Porque si bien, la idea de que el ingreso de Alexis Sánchez podía significar el sacrificio de uno de los dos puntas (en este caso resultó ser Ben Brereton) no parecía utópica, pero la mayoría de los cálculos apuntaban en ese caso a un reforzamiento del medio campo, ya fuera con Pinares, Galdames o Alarcón.

Source