Estados Unidos se impuso por 1-0 a México en la final de la Copa de Oro y se proclamó campeón, en duelo disputado en el Estadio Allegiant de Paradise, Nevada, derrotando al cuadro azteca en el alargue. El encuentro fue muy estrecho entre ambas selecciones, con varias llegadas a portería para ambos lados, definiéndose de forma dramática en los 117 minutos con un tanto del defensor Miles Robinson…

Source