Jenifer e Ivline se conocieron y enamoraron en Chile. Él llegó hace cuatro años y ella hace dos, ambos desde Haití con la intención de encontrar mejores condiciones de vida en nuestro país. Al poco tiempo supieron que serían padres, y no de una, sino que de dos niñas. Pero mayor fue su sorpresa cuando, el día del parto, se enteraron que ambas venían unidas por la pelvis.

Source