Los partidos de Chile Vamos informaron este viernes que el Presidente electo, Gabriel Boric los convocó a una “reunión política de trabajo” para el próximo miércoles 19 de enero a las 9.30 horas.

“Por cierto, hemos accedido a la invitación, donde le plantearemos nuestra visión en materia política, programática, constitucional y social en general”, indicaron en un comunicado.

La confirmación de la cita se da un día después de que los presidentes del conglomerado -Javier Macaya (UDI), Francisco Chahuán (RN), Andrés Molina (Evópoli) y Rodrigo Caramori (PRI)- enviara una carta de dos carillas pidiéndole una reunión al frenteamplista.

En el escrito se fundamentó la solicitud con que “nos preocupan las tremendas expectativas que se han sembrado en nuestros compatriotas tanto respecto del proceso constitucional como del gobierno entrante”.

“Más allá de nuestras diferencias, la ciudadanía espera respuesta eficaz y contundente a los dramas sociales que afectan a las familias. Espera una Constitución para todos los chilenos, ajena a todo revanchismo, que interprete los anhelos e ideas de los distintos sectores del país”, agregó el documento.

Por otro lado, el encuentro también se da en el marco de las definiciones de Chile Vamos como futura oposición. En una reunión realizada el pasado lunes en la casa de la secretaria general de Evópoli, Luz Poblete, en Las Condes, donde participaron las directivas del bloque, se acordó actuar en bloque para evitar que la futura administración los divida y utilice la estrategia del “pirquineo” de votos.

Por lo mismo, se acordó que la reunión con el Mandatario electo sea con los cuatro partidos y no divididos.

El secretario general de RN, Diego Schalper, aseguró tras confirmarse la cita que “le agradecemos al Presidente electo, Gabriel Boric su invitación para la próxima semana, la cual por supuesto asumimos como Chile Vamos, asistiremos en bloque a esa conversación de manera de poder tener una conversación franca, directa y poder plantearle nuestras preocupaciones sobre las expectativas que tiene el país que tienen que cumplirse y por supuesto sobre el proceso constitucional y los otros desafíos en curso”.

“Nuestra actitud es ser una oposición constructiva, firme y que represente a casi esa mitad del país que nos planteó la necesidad de plantear un contrapunto al gobierno”, cerró.

/psg